"Para unos no había más que noche y tinieblas; para otros, la noche estaba iluminada." Éxodo, 14,20.

jueves, 10 de febrero de 2011

IMAGINACIÓN, VISIONES, FANTASÍAS y PANTALLA MENTAL

http://blogatrabiliario.blogspot.com/2009/11/la-casa-vacia.html



Sabemos que la imaginación satisface al deseo cuando no puede realizarse física y materialmente. También conocemos que la imaginación crea las posibilidades y abre puertas cuando descubrimos nuevas formas de utilizar las herramientas de las que disponemos o colocamos las piezas de otra manera. 

Esta claro que la imaginación es una herramienta poderosa, una herramienta que hay que saber utilizar e interpretar. Cuando descubres este poder y lo desarrollas se crea un nuevo espacio en la mente de una naturaleza relacionada con el mundo de los sueños, el astral, el cuerpo energético...

La intuición se deja ver por muchos canales, las visiones es uno de esos canales, este canal se puede despertar con el uso concentrado y dirigido de la imaginación. No esta de mas comentar que hay que diferenciar entre visiones y fantasias para no confundirlas. Las fantasías están movidas por el deseo y pueden nacer de o generar ansiedad, inseguridad, egoísmo, miedo…Hay que distinguirlo de lo que te pueden mostrar las visiones y las enseñanzas que ellas contienen al respecto de la comprensión de tu persona, el camino, la vida, el mundo, la existencia. 

En la visualización lo primero que podemos tener en cuenta es que para que sea “real” tienes que notar que no eres tu quien dirige y da el primer paso para desarrollar la acción, sino que ello acontece y establece un contacto que sientes. Este punto “clave” puede o no aparecer, y si aparece puede hacerlo al inicio o durante la practica. Mientras visualizas la mente dirige la atención y se concentra para mantener la memoria del recorrido que ha decidido realizar, pero en un momento los acontecimientos cambian y has dejado de influenciar sobre esas imágenes que toman vida, se expresan y relacionan.

La visualización esta bien siempre y cuando estemos atentos de no caer en los automatismos que despierta la búsqueda de respuestas, es decir, que puede que una visión te aporte comprensión y quieras seguir indagando y retomes la visión una y otra vez para continuar buscando y solo encuentres mas de lo mismo, o con suerte hayas pequeños y sutiles detalles imperceptibles que sepas aprovechar. Una visión puede hacerte caer en la fantasía si no das tiempo a saborear la esencia que deja y permites que ello produzca un cambio. La impaciencia muchas veces busca resolver y lentifica el proceso, eso si, nada es en vano, la práctica por si misma es un placer, pero ello no te asegura cuando y en que grado y con que frecuencia sucedan “esos momentos especiales”.
Sin olvidar que la visión también puede acontecer de forma natural e inesperada sin estar en un ejercicio. 

El punto “clave” no esta solo en ver, sino en sentir. ¿Qué te hace sentir lo que ves cuando visualizas?  Este aspecto se complementa con lo que te hace pensar (esta imagen simbólica con la que conectas), aportándole más información a la razón que inevitablemente terminara interpretándolo.

Pero esto no es todo, en realidad lo mas importante es darse cuenta de donde emergen esas visiones para entender que este ejercicio debe de ser complementado con la practica del vacío mental. Sin este trabajo sobre el fondo de la pantalla oscura-brillante, fuente de la que emergen todas las formas, podemos volvernos locos y perdernos fácilmente. 


No hay comentarios:

Creative Commons License Obra de Ana Mª Jiménez està subjecta a una llicència.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails